Marlo Sweatman
Compartir Artículo

Marlo Sweatman "El fútbol me ha enseñado mis propias fortalezas como mujer"

Marlo Sweatman: "El fútbol me ha enseñado mis propias fortalezas como mujer"

Publicado en / Actualizado en at

Marlo Sweatman, como muchas de sus compañeras de equipo de Reggae Girlz, es un brillante ejemplo de cómo el fútbol la ha empoderado como mujer.

El fútbol, en su propia evaluación, no solo le ha dado una "forma para la expresión del talento, sino un sentido de propósito y pertenencia" en un deporte que ha mejorado su juego en la búsqueda de la igualdad de género.

Sweatman comparte la idea de que el deporte más popular del mundo, por su poder para integrar y unir, ya no debería verse dominado por hombres o mujeres, sino que, de manera crucial, debería verse a través del lente imparcial de género.

En sus palabras, "es el juego de la gente" que va más allá del sexo, la raza, la religión y la clase.

Sweatman cree que para las mujeres ha llegado el momento de reclamar una posición legítima en el fútbol, y ella se conecta con esta filosofía, con su propia historia de éxito como miembro del equipo histórico de Jamaica, que clasificó para la Copa Mundial de la FIFA de 2019 en Francia y en la profesional que ha madurado.

"El fútbol me ha dado el poder como mujer para enseñarme mis propias fortalezas, que puedo hacer cualquier cosa que me proponga y tener éxito en cualquier situación, sin importar contra quién me enfrente.

"El fútbol ha cambiado mi vida de muchas maneras, y la más importante es que me ha dado la plataforma para inspirar a las chicas más jóvenes y también me ha dado la plataforma para ampliar mi horizonte para ver el mundo", dijo la nativa de Virginia.

Sweatman, que actualmente ejerce su oficio por el Szent Mihaly en Hungría, dice que la clasificación de Jamaica para la Copa del Mundo en Francia no solo ha cambiado drásticamente la vida de los miembros del equipo, sino que ha dado lugar a la esperanza de que las próximas generaciones también puedan soñar y lograr, no solo como futbolistas, sino como mujeres productivas de la sociedad.

“Creo que nuestra clasificación cambió mucho el panorama futbolístico, no solo en Jamaica, sino en todo el Caribe. Creo que les dio a los países la esperanza y la inspiración de que todo es posible.

“Y mi consejo para las mujeres jóvenes en Jamaica, y el resto del Caribe, sería que en el proceso habrá muchos momentos difíciles en el deporte y habrá muchas más personas que no crean en ti que aquellas que si crean en ti. Entonces diría que sigas creyendo en ti misma cuando nadie más lo haga”, dijo Sweatman.

La mediocampista de 25 años dice que con las grandes posibilidades que el deporte ahora presenta, más mujeres, jóvenes y mayores, deberían considerar aprovechar el avance personal en la configuración dinámica del fútbol.

"Creo 100 por ciento que el juego femenino está creciendo dentro y fuera del campo, pero también diría que definitivamente puede haber más crecimiento. Creo que un área que realmente necesita más crecimiento es la parte administrativa, por ejemplo, gerentes y agentes", compartió con Concacaf.com en una conversación con el Día Internacional de la Mujer.

Sweatman, quien se graduó de la Universidad de Oregón, hizo énfasis en el poder del juego al afirmar que cuando comenzó a jugar a los cuatro años, no tenía idea de que llegaría a donde ha llegado.

“Siempre esperé que el fútbol fuera mi futuro, pero nunca imaginé que haría una carrera de tiempo completo con él, ni que viajaría por el mundo y que me habría convertido en la mujer en la que me he convertido.

"Seguro que me encantó el fútbol desde el primer día y se ha convertido en mi escape porque cada vez que jugaba, me olvidaba por completo del mundo exterior ... mi amor por el juego me trajo algún tipo de paz, un lugar donde puedo ser la mejor versión de mí misma", expresó la ex jugadora de PEC Zwolle de la liga holandesa.

Sweatman reflexiona sobre sus primeros días jugando competitivamente y el tremendo apoyo de sus padres a lo largo de su carrera, incluso cuando "las cosas no iban bien".

"En aquel entonces era tan joven que me mezclaba con niños, pero a medida que crecía, me uní al lado femenino, aunque solo recibí respuestas positivas y el apoyo de mis padres y amigos", recordó.

¿Y cuál es el mejor recuerdo de Sweatman como futbolista?

"Mi mejor recuerdo seguro fue la Copa Mundial 2019", finalizó.

Leer esto a continuación